Steel Series Rival 3 Wireless

Steel Series Rival 3 Wireless

  • Gran relación calidad/precio
  • Sensor de mucha calidad
  • Conectividad inalámbrica de muy baja latencia
  • Es algo pequeño
  • No es para ambidiestros a a pesar de su diseño simétrico

En pocas palabras:

SteelSeries ha construido un nuevo sensor para el Rival 3 Wireless , y ha equipado el periférico con un conjunto de características normalmente reservadas para dispositivos de gama alta. El resultado es un ratón gaming muy bueno con alguna pequeña pega.

Lo mejor del Steel Series Rival 3:

– ✅ Gran relación calidad/precio
– ✅ Sensor de alta calidad
– ✅ Conectividad inalámbrica de muy baja latencia

Lo Peor del Steel Series Rival 3

– 👎🏻 Un poco pequeño
– 👎🏻 No es ambidiestro a pesar de su diseño simétrico

El Rival 3 de Steelseries entra en el abarrotado mercado de los ratones gaming. última salida al mercado de Steel series que va desde el competitivo 310 hasta el
lujoso 710 – el Rival 3 es, el más barato de la gama media-alta de Steel Series, eso no
significa que falle en el diseño y el rendimiento. De hecho, el Steelseries Rival 3 puede ser uno de los mejores ratones gamer de coste medio que hemos usado en algún tiempo
gracias a prescindir un poco de la estética e invertirlo en rendimiento del ratón.

Diseño

El Steelseries Rival 3 tiene una configuración de seis botones en un cuerpo ambidiestro. A pesar de ello, sólo el lado izquierdo de la unidad tiene botones por lo que el ratón está pensado para diestros. Esto es un poco confuso ya que el ratón es totalmente simétrico.
Aparte de esa decepción, el ratón es cómodo en la mano, aunque un poco pequeño.

 El cuerpo es un poco estrecho para los usuarios del agarre de palma y
aquellas personas con manos más grandes.

Dicho esto, la colocación de los botones laterales es muy cómoda en el rango del pulgar  y fácil de evitar que se pulse accidentalmente.

El interruptor de la sensibilidad en la parte superior es también lo suficientemente pequeño para estar fuera de la trayectoria de la pulsación de cualquier otro botón.

Con un peso 96g, el Rival 3 de la serie Steelseries es bastante ligero. El peso es
definitivamente una cuestión de preferencia cuando se trata de ratones gamer, pero nos
gustaría que tuviera un poco más de peso. La rueda de desplazamiento es de bajo perfil y está recubierta de goma y su resistencia al desplazamiento es bastante baja.

Uno de los puntos “débiles” en los que la marca ha preferido no invertir mucho para poder abaratar el coste de salida al mercado es la iluminación rgb, que sólo está presente en la rueda de desplazamiento, como hemos comentado antes se trata de una estrategia para poder ofrecer un ratón de características de gama alta inalámbrico a precio de gama media.

Otra característica del Steel Series Rival 3 Wireless es su funcionamiento a pilas, con 2 pilas AAA, esto puede ser un punto negativo ya que podrás quedarte “tirado” en mitad de una partida, aunque sabiéndolo habrá que ser precavido y cambiar las pilas por otras recargables cuando el ratón dé el aviso de batería baja.

Rendimiento

El Rival 3 Wireless está construido alrededor del TrueMove Air de SteelSeries, que es un sensor óptico personalizado de hasta 18.000 PPP.
El deslizamiento del Rival 3 es increíblemente satisfactorio, y lo es aún más gracias al
seguimiento 1 a 1 del sensor.
En el software SteelSeries Engine 3, puedes ajustar la tasa de sondeo del Steel Series Rival 3 Wireless y establecer los pasos de DPI disponibles para que puedas hacer clic a través del botón del interruptor . Las opciones de iluminación son escasas como hemos comentado antes porque sólo tiene luces RGB en la rueda de desplazamiento.

El Steel Series Rival 3 Wireless usa la tecnología Quantum 2.0 dual wireless para tener una latencia súper baja y garantiza hasta 400 horas de duración de la batería en modo de juego de alta eficiencia, también ofrece conectividad a través de bluetooth.

Conclusión

El Ratón gaming Steel Series Rival 3 es muy completo con algunas pequeñas carencias que
no fueron resueltas para alcanzar su bajo precio. Es difícil quejarse de algunos de los
defectos cuando uno se detiene a considerar el conjunto: buena ergonomía, un funcionamiento satisfactorio y un rendimiento realmente sorprendente, todo ello a un precio en el que pocas marcas pueden competir en el mercado de los Ratones gaming inalámbricos.
Comprar el Steel Series Rival 3 Wireless definitivamente vale la pena si buscas un ratón de juego inalámbrico, con muy buenas prestaciones y económico.

Deja un comentario